Presidente chileno sucumbe ante presión homosexualista, ofrece legislación para ‘uniones civiles’

El 27 de mayo, luego de meses de resistencia, el presidente chileno Sebastián Piñera capituló ante las demandas de las organizaciones homosexualistas y acordó someter legislación para la creación de “uniones civiles” entre personas del mismo sexo.

Hasta hace poco, el otrora conservador Piñera estaba recibiendo los aplausos de las organizaciones pro-familia debido a su sólida postura a favor del matrimonio, al igual que al derecho a la vida. Aunque él había prometido someter un proyecto de ley de uniones civiles, él había resistido las demandas de las organizaciones homosexuales para hacerlo, a la vez que rugía el debate dentro de su propio partido político sobre el asunto. Más aún, Piñera había sostenido de modo enérgico el matrimonio como una unión entre un hombre y una mujer, y había definido a las familias de tal modo que excluía a las parejas de homosexuales.
Haz click sobre el título

No hay comentarios: